LOS PUNTOS GATILLO: UNA FUENTE DE DOLOR

La fuente más importante de dolor muscular y articular a menudo no se reconoce: los puntos gatillo. El presidente John Kennedy sufrió un dolor de espalda paralizante por una herida de guerra y su médica tratante, la Dra. Janet Travell, después de ayudarlo a curarse de esta experiencia, escribió un manual de dos volúmenes para el tratamiento titulado, Myofascial Pain and Dysfunction, The Trigger Point Manual, sobre el cual me gustaría resaltar lo siguiente: 

“El músculo es un órgano huérfano. Ninguna especialidad médica lo reclama. Como consecuencia, ninguna especialidad médica se preocupa por promover investigaciones financiadas sobre las causas musculares del dolor, y los estudiantes de medicina y fisioterapeutas rara vez reciben capacitación primaria adecuada sobre cómo reconocer y tratar los puntos gatillo miofasciales”.  

Esta obra de la Dr. Travell a menudo se propone como lectura opcional a los estudiantes de medicina, pero desafortunadamente muy pocos médicos han leído este libro innovador. En él, trazó los patrones de los puntos gatillo en todo el cuerpo y mostró por qué este tipo de dolor a menudo se diagnostica erróneamente.  

Qué son los puntos gatillo?

Los puntos gatillo son nudos tensos que se forman en fibras musculares causando un dolor intenso. A veces, ese dolor se siente lejos del gatillo y en ese caso lo llamamos “dolor referido”. Por ejemplo, los músculos del cuello pueden causar ciertos tipos de dolor en los brazos, las muñecas y las manos. Los puntos gatillo se confunden con el dolor asociado a tendinitis, bursitis o lesiones de ligamentos, lo que lleva a resultado ineficaz en la terapia que se realice.

Los puntos gatillo puede ser la causa principal o contribuyente del dolor en las siguientes partes del cuerpo: 

  • El cuello y la mandíbula 
  • La espalda y el hombro 
  • El manguito rotador 
  • La cadera 
  • La rodilla 
  • La ciática
  • El síndrome del túnel carpiano
  • Otros 

Un origen frecuente de dolor

La investigación médica ha revelado que hasta el 75% de las quejas de dolor crónico en realidad se originan en estos nudos y contribuyen a prácticamente todos los problemas de dolor crónico. Las terapias convencionales que se centran en los huesos, las articulaciones y las bursas y otras terapias que usan antiinflamatorios, analgésicos, inyecciones de esteroides y ejercicios de estiramiento o fortalecimiento, no son apropiadas cuando los puntos gatillo son la fuente del problema.

Además, los puntos gatillo también hacen que el músculo se contraiga, afectando los huesos a los que se atan. Los huesos se mueven en la dirección en que los músculos los jalan, lo que puede causar tendinitis, bursitis e incluso deformidades óseas.  Siempre recomiendo que cualquier persona que sufra problemas de dolor crónico comience con el tratamiento menos invasivo. MyoLab Therapy, con su enfoque especial en tejidos blandos y puntos gatillo, ha producido resultados positivos que han sorprendido a los clientes que han sufrido dolores crónicos por tanto tiempo… Y sin efectos secundarios.

DUANE DOBROWOLSKI

Agenda tu cita: